Home 

Entre Nos

 

Julio Manrique, M.D.

 

 

El Congreso Annual de la Spanish American Medical Society of New York, en sus sesenta anos de existencia, celebrado el pasado 11, 12 y 13 de Octubre en New York Hilton y Towers Hotel, Patrociando por The Medical Society of State of New York, fue -sin duda- la expression maxima del exito alcanzado a traves de la inteligencia y agilidad de su poresidente, Frank Estrada, de su junta directive y, ademas, de Dr. Juan Blanco quien, habilmente, ha sabido aprovechar el template de la organizacion que dejara el expresidente Rene Rodriguez, cuando era pionero de este evento.

 

Tradicionalmente, la Sociedad invita a figures hispanoamericanas de reconocido prestigio para que participen en Don Santiago Ramon y Cajal Memorial Lecture, no solo con el proposito de honrara la memoria del maestro, sino tambien para hacer honor a los participantes, ya que todos nos agrada ser reconocidos como grupo etnico ansioso de nuevos conocimientos y metas de superacion. En conpensacion, la Sociedad otorga a los conferencistas una placa de tamano y apariencia considerable, con la illusion de que ellos encuentren un lugar adecuado donde colgarla, como testimonio silencioso de su obra de divulgacion medico-cientifica.

 

En esta oportunidad, los asistentes contamos con un selecto grupo de experimentado penalistas, todos de excelente trayectoria professional,entre los cuales se destacaron los profesores Rodolfo Llinas y Valentin Fuster. A estos conferencistas no fue facil conseguirlos y –para tartar de encontrar una explicacion del porque- recorde los tiempos cuando era un residente en el Barnes Hospital, donde se comentaba que aquellos que ejercia a nivel de la calle, eran medicos que estaban sobrecargados de trabajo y no tenian tiempo para ponerse al dia con los adelantos de la medicina. Entretanto, los de la calle consideraban a los academicos como profesionales que vivian aislados en un palacio de crystal, y que –por lo tanto- les faltaba empaparse de la realidad del diario batallarcon el pleito, con las regulaciones del Estado, y con los pacientes inconformes.

 

Segun mi concepto, estas dos maneras de pensar ya pasaron a la historia, porque la actual explosion informativa existente en los diversos campos de la ciencia, hace que todos naveguemos en el mismo barco, maxime si tenemos en cuenta que, hasta nuestros pacientes, resultan –mucas veces- mejor informados que nosotros.

 

Realmente, lo que mas bien puede suceder en que estos distinguidos conferencistas viven muy ocupados y tienen otras prioridades que atender en su mundo cientifico. De todas maneras, en nuestro caso, valio la pena esperar, porque las conferencias estuvieron por encima del nivel profesional y del interes normal que muchos esperabamos y, si Gardel viviera , simplemente cantariamos con el: “Que son  dos anos de espera?”.

 

Aunque por parte de algunos asistentes se presentaron retazos de molestia ante los integrantes del panel del Manager Care, cuando estos aseguraron que las raices de este sistema habia nacido en Latinoamerica con las obras sociales que recaudaban pequenas cuotas a cambio de servicios de salud, los animos se calmaron rapida y profesionalmente, ya que la negativa fue general y franca, pues la audiencia respondio que dichos planes habian sido creados para beneficio exclusivo de los pobres in exigencias monetarias de ninguna clase. Tambien, hubo colegas que hicieron algunas preguntas y reclamos inoporunos a los conferencistas, olvidandose que estos eran nustros invitados especiales, sin que ellos condujera a malos entendidos o enturbiara el ambiente e ilustrativo del Congreso.

 

 

 

Nuestros Panelistas Hispanoameriacanos

 

 

Retomando el hilo sobre nuestros conferencistas hispanoamericanos, debemos enfatizar que Rodolfo Llinas –colombiano de nacimiento, de figura fisica mediana-, ha sabido conquistar la atencion internacional por sus investigaciones sobre el cerebro. Es jefe del Departamento de Fisiologia y Ciencias Neurologicas de NYU Medical Center, y nos deleito con una interesante conferencia denominada Non Invasiva Imagen of Cerebral Activity. Durante su disertacion, Llinas mostro un absoluto dominio de su persona, tanto en sus ademanes individuales como en la entonacion de su voz y en el manejo de su idioma ingles. Su blanca cabellera, discretamente desordenada, nos hizo recordar la egregia figura del cientifo Albert Einstein.

 

Por su parte, Valentin Fuster, espanol de nacimiento, qien ha sido condecorado por el Rey Juan Carlos, es profesor de medicina del Mount Sinai Hospital, de Nueva York, y su tema verso sobre Three Mechanisms of Coronary Artery Disease. Increiblemente, y en una forma pausada y sencilla, explica los posibles mecanismos de esta dolencia e informo que la Organizacion Mundial de la Salud considera que para el ano 2020 sera la causa numero uno de mortalidad en el mundo. Agrego que la ciencia, con los bypass y las medicinas, solo ha podido ayudar el 25% de lod pacientes que pueden controlar los factores de riesgo: el colesterol, la hipertension y la diabetes. Dijo: ademas, que la mortalidad no se ha reducido sino que –apenas- ha demorado el paso obligado hacia lo inevitable.

 

En ese momento, la maquina prodigiosa de mi cerebro –de la que hablaa Llinas el dia anterior- me prodijo la fantasia reparadora de que los dos excelentes conferencistas estaban usando el mismo proyector con dos imagenes y temas diferentes pero que, al mismo tiempo, balanceaban las conclusiones de las diapositivas: El cardiologo –por un lado- demostrando la inevitable evidencia del ser para con la muerte y el neurofisiologo materialista –a su vez- robandole esa angustiosa zozobra, y demostrando, tambien, lo electronico y lo etereo que somos, al tiempo que existimos.

 

Entonces, nos conscientizamos de que, realmente, somos como la imagen de nosotros mismos al observarla en un espejo, la cual es la real pero intangible y eterea al mismo tiempo, hecho que nos destinara, inevitablemente, seguir siendo el polvo biblico de que oimos hablr en la ninez.

 

 

Home